Fotografía
de bodas

Vive el día más feliz de tu vida todos los días.
Fotografo de Bodas en Mallorca

Un día dura veinticuatro horas, las fotos para siempre.

Creo que coincidiréis conmigo en que lo más importante es la tranquilidad y la confianza. Quiero que os sintáis a gusto en todo momento y que disfrutéis de vuestro día no uno, sino todos los días. Por eso, pongo todos mis conocimientos y corazón a vuestra disposición, retratando cada instante con la máxima naturalidad.

Mi objetivo es emocionaros tanto como para que podáis llamarme al cabo de unos años sintiendo lo mismo que el primer día, como muchas parejas ya han hecho. ¡No hay nada mejor que eso!

Tenéis a un amigo a vuestra disposición. Un amigo que escuchará vuestras necesidades y asesorará con las dudas que tengáis, que va a estar comprometido únicamente con vuestra boda durante ese día, que no tardará un año en entregar vuestras fotos y que retratará momentos de una forma natural, entre muchas otras cosas.

Recomendable al 100%. Ha realizado el reportaje de fotos de mi boda y he quedado muy contenta con el resultado. Muy profesional, trabajo excelente.

María Magdalena Romero Font

Preguntas frecuentes

A continuación encontrarás un listado de las preguntas más frecuentes que suelen tener mis clientes. Para cualquier otra cuestión, no dudes en ponerte en contacto conmigo.
Un estilo natural, actual y dinámico, libre de posados y repleto de sentimientos. Intervengo cuando es necesario y cuando no, observo con detenimiento lo que sucede alrededor para realizar las mejores imágenes posibles, incluso capturando lo que a simple vista no se ve.
¡¡Por supuesto! Sólo cubro una boda por día, así que la reserva sirve para bloquear ese día sólo para ti, rechazando cualquier otra petición y garantizando que seré el fotógrafo de vuestra boda.
Más de 10 años de fotografía… más de 50 bodas realizadas… más de 100 mil imágenes de bodas diferentes, desde las más clásicas hasta las más dinámicas… desde las parejas heterosexuales hasta las homosexuales.
Salvo las bodas pequeñas u horarias, las bodas se realizan con dos fotógrafos profesionales, con dos cámaras réflex profesionales cada uno, con dos tarjetas de memoria cada cámara, con varios objetivos cada una. En cuanto a los archivos, utilizo un ordenador de altísimo rendimiento con copias de seguridad periódicas tanto en físico como encriptadas en la nube.
Al dedicarme profesionalmente a la fotografía, quiero que respiréis tranquilos pase lo que pase… Tanto mi equipo fotográfico como yo estamos asegurados. También dispongo de un seguro de responsabilidad civil que puede cubrir cualquier daño material que yo pudiera realizar accidentalmente… ¡Menos mal que todavía no los he usado!
Los protagonistas sois vosotros, así que siempre me ajusto lo máximo posible al código de vestimenta del evento en cuestión. Por defecto iré vestido “Business casual”: Camisa y pantalones y zapatos de vestir, sin corbata ni pajarita ni sombrero, aunque puedo ir completamente de blanco o como decidáis que será la vestimenta de los invitados
A diferencia de los packs, que cubren el evento completo, también ofrezco un servicio horario especialmente pensado para bodas más pequeñas, íntimas, o aquellas que simplemente desean cubrir la ceremonia y parte del convite. ¡Pregúntame!
En los diferentes packs se ofrece un precio cerrado y sin sorpresas. Podéis estar tranquilos porque no acabaréis pagando de más si la boda se alarga… No es mi estilo. De todas formas, saber que nuestra estancia es hasta aproximadamente 1h desde el inicio de la barra libre. En función de las dimensiones de la boda, eso puede variar entre 30 y 90 minutos, pero nunca nos iremos si algo falta por hacer. Si optáis por una boda más pequeña u horaria tranquilos, no suelo coger trabajos en las horas posteriores a la boda.
Estaré encantado de viajar para cubrir vuestra boda. En ese caso habría que valorar los gastos de desplazamiento y dietas, estudiando vuestro caso en particular.
Tengo un inglés nivel conversación, lo que me permite desenvolverme con facilidad frente a cualquier situación. De hecho, varios de mis clientes son angloparlantes.
Haré una selección de fotos que será un resumen de vuestro día, tratando de mantener un equilibrio entre cantidad y calidad. En una boda completa, tendréis a partir de 800 fotos finales; de lo contrario podré daros una cantidad aproximada una vez sepa las dimensiones de vuestra boda. Las fotos se entregan en formato JPG y en resolución 4K, para que podáis disfrutarlas a lo grande en vuestra TV. Entiendo que confiáis en mi calidad y profesionalidad para entregaros el mejor trabajo que pueda realizar, así que en ningún caso se entregan los archivos originales, los cuales tampoco podríais abrir ni almacenar fácilmente debido a su tamaño y formato. Siempre podréis contactarme ante cualquier modificación, aunque ya me encargo de preguntar por todas vuestras necesidades mucho antes del día de la boda, y hasta día de hoy, todas las parejas han quedado plenamente satisfechas con el resultado recibido… ¡Qué bien!
Mi calendario está especialmente diseñado para que podáis disfrutar las fotos en aproximadamente 30 días. En función de las fechas, este plazo podría variar, pero ni en la más rara excepción he tardado más de 2 meses en entregar una boda.
Dispongo de una red de proveedores que he ido perfilando con el paso de los años, así que en caso de necesitar vídeo, lo realizarán ellos, lo que me permitirá estar concentrado en captar las mejores imágenes de vuestra boda.

Si estáis buscando un profesional que os de tranquilidad, seguridad, naturalidad y soluciones, podemos conocernos cuando queráis. ¡Estaré encantado de ayudaros!

Fotografo especialista en bodas en Baleares